lunes, 18 de marzo de 2013

Puertas al campo / Un trozo de cielo


Óleo sobre tela 50 X 40
De Carlos Serra
*
Podrás cercar el campo 
con postes y alambradas, 
pero nunca jamás,
apresarás al viento
ni el vuelo de la alondra.

No, no cerques el campo, 
no, ni le pongas puertas
que clama libertad
para acoger las huellas
de quien le ama.

No, no le pongas puertas 
porque se esconde y llora.
¿Es qué no ves sus lágrimas
para rogarle al cielo
formando charcas?
___.___



6 comentarios:

María Socorro Luis dijo...


Un gusto encontrarte de nuevo, poeta.

Tu poema es bellísimo. Sencillez, ternura y encanto. Buen ritmo.

Y esos tres últimos versos, me han cautivado. Yo que soy tan amiga de los charcos...

Besos y gracias por tu visita. Nos vemos.

Terly (Juan José Romero Montesino-Espartero) dijo...

No, no me gustan las puertas que merman la libertad del campo, pero sí, sí me gusta tu poema y tu pintura. ¿Extremadura, quizás?
Un abrazo.

Carlos Serra Ramos dijo...

Es un gran placer reanudar relaciones adormecidas, querida amiga. Tu visita me cierra el día con mayor agrado.

Un beso al aire celebrando recuerdos.
.....................................................Carlos

Carlos Serra Ramos dijo...

Cáceres, querido amigo, ya sabes que soy un enamorado de esos paisajes que aún he de pintar muchas más veces y, por lo que veo tú los llevas tatuados en tus ojos.

Un gran abrazo, Terly
.............................Carlos

María G.Romero dijo...

Hermoso cuadro para introducirnos a la vida sensible de la naturaleza, esas aparentes cosas pequeñas que guardan la clave de la vida.
Nadie puede poner puertas al campo,si no es la voz del poeta, no para cercarlo sino para magnificar su belleza perfecta en la hondura de su palabra.
Gracias amigo mío, maestro.
Un fuerte abrazo.

Carlos Serra Ramos dijo...

Gracias por tus palabras, querida amiga, que meritan el poema por tu nivel poético.

Siento gran alegría por tenerte cerca admirada poeta y amiga de tantos años. Con la sensación de que no ha pasado el tiempo renovaremos días de antaño con nuevas lecturas en el disfrute de la mejor poesía, aunque en eso yo seré más afortunado.

Un fuerte abrazo que, permíteme, va con todo mi cariño.
..............Carlos